automatizacion

octubre 26, 2021

6 min de lectura

Las piezas industriales reacondicionadas pueden tener importantes ventajas para los fabricantes.
Las piezas industriales reacondicionadas pueden tener importantes ventajas para los fabricantes.

Una vez no es suficiente

Es posible que algunos piensen que los productos reacondicionados son menos eficientes que los nuevos, cuando en realidad se limpian por completo y se actualizan para que funcionen de manera óptima. Comprar piezas industriales reacondicionadas puede aportar ventajas considerables a los fabricantes.

En el sitio web de Apple, se puede encontrar una amplia gama de productos electrónicos reacondicionados y certificados. Han pasado por un riguroso proceso de reacondicionamiento que incluye pruebas completas que cumplen los mismos estándares que los productos nuevos de Apple. Hoy en día, cada vez son más los consumidores que apuestan por el reacondicionamiento debido a sus beneficios medioambientales y económicos. Para alcanzar el objetivo de la sostenibilidad al tiempo que mejoran los resultados finales de su empresa, los fabricantes también deben plantearse la compra de piezas industriales reacondicionadas. Estas tres razones respaldan esa afirmación.

Fiabilidad 

En 2020, Techbuyer, una empresa de soluciones de TI, y la Universidad de East London llevaron a cabo una investigación sobre el rendimiento de los servidores que demostró que un servidor nuevo y otro reacondicionado de la misma marca y modelo tienen un rendimiento idéntico. Dado que el proceso de reacondicionamiento sigue estrictamente las directrices del fabricante de equipos originales (OEM), los componentes reacondicionados son tan fiables como los nuevos. En la primera frase de reacondicionamiento, los equipos deben someterse a una prueba eléctrica para garantizar que cumplen todas las especificaciones de fabricación originales. A continuación, se llevará a cabo una comprobación minuciosa para garantizar el funcionamiento óptimo del equipo, lo que incluye el mantenimiento preventivo y la calibración. El proceso continúa con un procedimiento estético integral, en el que las piezas interiores y los paneles exteriores se reacondicionan o sustituyen si es necesario.

Muchos tienen un concepto erróneo de este asunto, al considerar que un producto reacondicionado es lo mismo que un producto usado. De hecho, existe una gran diferencia entre ellos, especialmente en lo que respecta al mantenimiento y la calibración de los equipos. A diferencia de las piezas reacondicionadas, las usadas no se han probado, calibrado ni mejorado estéticamente. Si las piezas usadas que se compran a un vendedor poco fiable en eBay o Alibaba presentan defectos, es posible que no se pueda obtener un reembolso y que se acabe pagando el alto coste de los tiempos de inactividad imprevistos. Incluso si esas piezas vienen con garantía, nadie reembolsará los costes de la pérdida de producción si, por ejemplo, un motor eléctrico deja de funcionar y pone en peligro el funcionamiento de toda la línea de producción. Además, no sabrá cuánto tiempo ni con qué frecuencia se ha utilizado previamente la pieza, ni si se ha sometido a un mantenimiento adecuado. En lugar de entrar en terreno desconocido, los fabricantes pueden elegir piezas reacondicionadas que han superado todas las pruebas pertinentes y vienen con una garantía estándar.

Sostenibilidad

El modelo de negocio lineal tradicional ha tenido un enorme impacto medioambiental. Según datos recientes, la demanda mundial de recursos en 2015 equivalía a una cantidad 1,5 veces superior a la que la Tierra puede soportar en un año. Según el estudio Global E-waste Monitor 2020, en 2019 el mundo generó la impresionante cifra de 53,6 millones de toneladas métricas de residuos electrónicos, una media de 7,3 kg por persona. Desde 2014, la generación mundial de residuos electrónicos aumenta en 9,2 millones de toneladas métricas y se prevé que alcance los 74,7 millones de toneladas métricas para 2030, casi duplicándose en solo 16 años.

Como elemento clave del modelo de economía circular, el reacondicionamiento es una alternativa sostenible para no desechar productos. Al darles una segunda vida útil, podemos reducir significativamente el uso de materias primas y de energía, así como las emisiones.

Asequibilidad

Comprar piezas reacondicionadas no solo le ofrecerá el mismo nivel de calidad que las nuevas, sino que también será más económico. Por ejemplo, un transformador reacondicionado es entre un 10 y un 40 % más barato que uno nuevo. Un robot reacondicionado ahorra hasta un 50 % del coste en comparación con un modelo nuevo. Tener menos costes iniciales podría llevar a un retorno de la inversión más rápido.

Además, comprar piezas reacondicionadas puede evitar problemas de compatibilidad y ahorrar tiempos de inactividad innecesarios a los fabricantes. Como sus operarios y técnicos ya están familiarizados con los productos, sabrán cómo repararlos y mantenerlos sin necesidad de formación adicional. En EU Automation creemos que, cuando se puede reacondicionar o sustituir una pieza, la mejor opción es hacerlo. EU Automation ofrece un suministro global de piezas industriales reacondicionadas y obsoletas a un precio asequible y con disponibilidad inmediata. Si desea obtener más información, visite: www.euautomation.com

Artículos relacionados

Volver arriba
Volver arriba
Cerrar
Suscríbete a nuestra lista de correoRecibe actualizaciones periódicas

Únete a más de 250 000 personas e inscríbete hoy mismo en nuestra lista de correo.

Subscripción
[{ "site.code": "mx", "general.cookie_message": "Usamos cookies para garantizar que nuestra página web funcione correctamente y de forma segura. Al hacer clic en aceptar todas las cookies, nos permites ofrecerte la mejor experiencia posible.", "general.cookie_privacy": "EU Automation usa cookies", "general.cookie_policy": "Política de cookies", "general.cookie_dismiss": "Aceptar todas las cookies" }]